Opinión

Reunión

0

Colocaron unos contenedores ante el portal, correctamente identificados, para que los vecinos separaran la basura en casa y depositaran los residuos en los contenedores correspondientes y así contribuir a su reciclado. La respuesta fue diversa. Algunos vecinos respondieron adecuadamente, pero más de la mitad ignoraron el procedimiento y continuaron depositando la basura mezclada en un solo contenedor. Hubo, incluso, quien depositaba basura mezclada en los contenedores para reciclado. Ante esto, se convocó una reunión para explicar la razón y la necesidad de separar y reciclar, y de esta forma incentivar dicha conducta buscando un compromiso de todos. A la reunión acudieron solo los vecinos previamente concienciados, y un par de ellos más que mostraron buena intención. Muchos no acudieron, entre ellos los que más basura generaban. Los asistentes a la reunión supieron que poco o nada cambiaría. Bienvenidos a la cumbre del clima.

Sebastián Fernández Izquierdo. Petrer (Alicante)

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Recetas contra el odio

Previous article

Latinoamérica, reflejo del descontento global

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Opinión